Seguidores

viernes, 6 de marzo de 2009

MIS 4 NOCHES CON THE ALLMAN BROTHERS BAND

A sólo cuatro días del comienzo de la ya famosa tanda de conciertos que tiene lugar en el Beacon Theatre de New York cada primavera, habiéndose tenido que anular el pasado año a causa de la enfermedad de GREGG, y celebrando por todo lo alto el 40 aniversario de la banda, me dispongo a hacer un repaso de mi propia experiencia en el Beacon Run de 2007, un sueño hecho realidad que por desgracia no se puede repetir cada año. Este que nos ocupa constará de 15 noches, nada más y nada menos, y tendrá un montón de invitados como suele ser habitual en ellos, aunque según palabras del propio DEREK TRUCKS será algo muy grande incapaz de superar; cosa que puede dar qué pensar.

Pero retrocedamos dos años. Para ser más exactos un 26 de marzo de 2007. Habíamos llegado a la City la noche anterior y al día siguiente ya teníamos nuestra primera cita con la historia de la música. Después de pasar el día reconociendo por cuarta vez la cuidad, nos dispusimos a ir al Beacon con antelación suficiente para hacer unas fotos tranquilos, recoger las entradas en la taquilla, comer un bocata y esperar a que llegaran los Brothers por la puerta de atrás. Íbamos preparados convenietemente con camisetas, cámara, discos, Cds y nuestro ya mítico rotulador que tantos músicos han tenido entre sus dedos. Muy nerviosos ocupamos la primera fila de la pequeña valla que hacía pasillo para entrar en el teatro. Perfectamene colocados y a media hora del comienzo de la actuación fueron desfilando por nuestras narices uno a uno todos "los chicos" con el consiguiente revuelo por parte de alguno fans que allí estábamos. Pasaron JAIMOE y BUTCH TRUCKS primero sin inmutarse a penas, OTEIL, MARC QUÑONES, que venía en un cochazo, DEREK TRUCKS y SUSAN TEDESCHI juntos y WARREN, que venía en un Lincoln con chófer y que nos reconoció inmediatamente; vino presto y dispuesto a firmarnos boli en mano, pero cuando vio el Fillmore East entre otros en mis manos se dio cuenta que esa noche no le buscábamos a él. Nos agradeció enormemente haber ido hasta allí y nos dijo que vendría a España en verano, como así fue. Pero yo seguía como un flan a la espera de mi máximo objetivo que no era otro que Mr. GREGG ALLMAN. Al fin apareció en una furgoneta con un machaca a cada lado. Mi primer impulso fue gritarle para que me viera y decirle que veníamos de Spain. Muy cutre sí, pero funcionó. Se acercó a mí, le di la mano me dedicó algunas palabras y me firmó el Fillmore en vinilo que guardo como oro en paño con el tachón que me dejó impreso al poner "To Baula" y tener que deletrearle hasta que pusiera "To Paula, love". En fin. Con los nervios se me olvidaba hasta la foto con él, menos mal que estaba allí Rockland con los pies en el suelo para recordármelo e inmortalizar el momento. Después de la foto hubo una ovación por parte de la gente que allí se encontraba y muchos vinieron a felicitarme. Increíble momento. Ya en una nube entramos en el recinto y como teníamos unos asientos abajo no muy cercanos nos fuimos adelantando paulatinamente hasta la primera fila, o sea, la nuestra. De vez en cuando nos llamaban los de seguridad un poco la antención, volvíamos unos minutos atrás y otra vez al frente.
Respecto al concierto qué os puedo contar, la emoción recorrió mi cuerpo durante las dos horas y media que duró el concierto y pensaba que estaba soñando. No me lo creía. GREGG este día estaba algo cansado y el protagonismo de la noche lo tomó WARREN descaradamente. De hecho, puedo asegurar que el viejo da la sensación de que le pesa la vida encima y al darle la mano adivinas lo débil y vulnerable que debe ser o haber sido. Es transparente. Por cierto, decir que esa noche tuvimos de invitado especial a SOUTHSIDE JOHNNY AND THE JUKES HORNS.
Ah, y Rockland también tuvo al finalizar el concierto su merecida foto. ¡Y vaya pedazo de foto!
Al día siguiente, y con la experiencia del día anterior, fuimos con más calma hasta el Beacon y volvimos a esperar a la banda para verlos entrar. Esta vez WARREN si pudo firmar algún disco, su deporte favorito. También le pedí por favor si podía toca Whipping Post, mi canción preferida de ABB y me dijo que quizá pero no pudo ser pues los setlist están hechos de antemano por éste y esta canción no tocaba hasta el fin de semana cuando ya no estábamos, como pude comprobar. GREGG nos volvió a firmar algún disco más y hasta nos hicimos "colegitas" de KIRK WEST, mánager del grupo y de un chico de Virginia, amigo de éste, que sería providencial en nuestro futuro percance ya dentro de la sala. Esta noche el setlist fue totlamente distinto y mucho mejor para mi gusto. (Abajo os dejo los dos que pude conseguir para que comparéis). Además tuvimos la suerte de ponernos en primera fila sin que nadie nos dijera nada y con los de ésta sentados fumando canutos sin poder ver nada gracias a nosotros pero sin inmutarse. Increíble pero ciero.
Hasta aquí todo fue perfecto, el problema vino cuando a Rockland le quitaron la tarjeta de la cámara porque estaba con ella apoyado en el escenario y pensaron que estaba grabando. El intento de darles las pilas no coló y nos quedamos compuestos y sin novia. A nuestro lado estaba Greg, el chico de Virginia, que nos estuvo ayudando a encontrar en el descanso al segurata cabrón que nos la quitó, pero no hubo manera. Al final nos dijo que a la salida fuéramos a hablar con KIRK, el mánager, por si la podíamos recuperar. La angustia que tuvimos parte del concierto pensando en que ahí estaban las fotos de las vacaciones y sobre todo nuestras fotos con GREGG, no nos la quitamos hasta el final a pesar de la grandiosa noche que se estaban marcando "los chicos" ya con un señor ALLMAN de dominador total.
A la salida y por la puerta de atrás, vimos a Kirk y pregunté desesperada si tenía alguna tarjeta que nos habían quitado con todas las fotos y demás y que no estábamos grabando. Metió la mano en el bolso, sacó unas cuantas y me dio a escoger. Enseguida reconocimos la nuestra y al fin respiramos tranquilos. Uffff, vaya noche.
(Como invitados especiales ver abajo setlist).

Y estamos en el ecuador. Esta noche no había bolo de ABB pero sí había WARREN HAYNES AND FRIENDS en el Irving Plaza con firma de discos en la Virgin Megastore de Union Square por parte de WARREN, KEVIN KINNEY, AUDLEY FREED, BRUCE HAMPTON y MATT ABBS.
Allí llegamos algo tarde cuando ya estaban recogiendo y al decirle a WARREN que todavía no habíamos comprado el disco porque acabábamos de llegar nos dijo: "I can wait". Y así fue, esperó a que lo compráramos, nos lo firmó y nos hicimos fotos con todo cristo antes de partir hacia la sala.
Cuando llegamos allí ya había algo de cola y teníamos la preocupación de no tener primera fila. Al cabo de un rato y al ir Rockland a recoger las entradas le preguntaron que de dónde era y le dijeron que trajera a su chica hasta la puerta. Allá fue a por mí y al llegar nos pusieron en otra cola donde ponía VIP. Esto ya era la repera. Estaba claro, el bueno de WARREN había vuelto a tener otro detalle con nosotros y nos había puesto en la zona VIP. Además éramos los únicos. el sueño no podía ser más perfecto. Allí entramos y nos colocamos en primera fila, como de costumbre.
El local no era muy grande y el escenario tampoco y los "friends" de WARREN no sabíamos quienes podían ser. Esa noche fueron desfilando los ya arriba citados, la mujer de DEREK, SUSAN TEDESCHI, y los ALLMAN BROTHERS BAND al completo. La proximidad con los músicos era aún mayor si cabe y tenía literalmente a GREGG encima de mí. Lloraba y lloraba de emoción ante lo que tenía en mis narices y ya cuando éste cogió la guitarra acústica a duo con WARREN el éxtasis fue total. Fue una noche larga, de más de tres horas creo recordar, y perfecta.
Como anécdota deciros que para colmo, GREGG tiró una única púa durante el concierto y la encontré yo al terminar éste debajo de un chico en silla de ruedas. Me agache despacio, estiré un poco el brazo y allí estaba esperándome. Estaba claro que tenía que ser mía.
El último día había concierto de nuevo en el Beacon pero no teníamos entradas. Yo se lo había comentado a WARREN, como no, y nos dijo que le preguntáramos a KIRK por ellas. Ni cortos ni perezosos allí le fuimos con el cuento por la tarde temprano, y después de cogernos los datos, y a las pocas horas, ya las teníamos en taquilla. Eran las reservadas a invitados y esta vez tuvimos que ver el concierto desde la delantera justo en frente del escenario del entresuelo. Estábamos más lejos pero pudimos disfrutar del show desde otra perspectiva y con más tranquilidad después del penúltimo percance del viaje. Una vez adquiridas, como era aún pronto, volvimos al hotel para ducharnos y prepararnos. Con tiempo más que de sobra, volvimos al teatro, esperamos por los músicos, GREGG me firmó la camiseta y nos dijo que nos quedáramos todo el fin de semana al decirle que esa era nuestra última noche. Justo antes de entrar, a sólo 10 minutos de que empezara el show, no encontrábamos las benditas entradas. Miramos y remiramos todo y no había ni rastro. No podía ser. No había manera de tener una noche tranquila. Cogimos un taxi y al salir corriendo de él me di con un alambre tensado que había entre un árbol y un poste y me caí al suelo. La frente se me puso como la del Jorobado de Notre Dame y me dolía que me moría la cabeza. LLegamos al hotel, puse hielo en una toalla, encontramos las dichosas entradas tiradas en el suelo de la habitación y cogimos otro taxi hasta el Beacon. Por suerte, cuando llegamos estaban todavía en la primera canción y a mí preguntándome todo el mundo qué me había pasado con esa frente y esa toalla alrededor. Un cuadro vamos. Menos mal que la noche volvió a ser apoteósica, aunque algo triste por se la última, y el hinchazón se me fue bajando en unas semanas.


Sé que he sido un poco tostón pero es que no podía dejar de pasar ningún detalle. Quiero poder recordarlo todo el día de mañana y estando escrito será mucho más fácil. Además dejaré esta entrada unos cuantos día para si queréis poder leerla en veces.
Y como postre aquí os dejo ese dueto que os comenté de acústicas entre GREGG y WARREN para que os hagáis una idea de lo que pudo ser. YouTube no me deja colgar el vídeo así que os pegaré el enlace. No dejéis de verlo, es una delicia.

28 comentarios:

KARLAM dijo...

Anda que vaya peazo entrada. Yo solo comento que te mereces un descanso, por lo menos hasta el lunes...

manurhill dijo...

Una entrada llena de pasió y qu sin duda reeleras con gusto dentro de un par de décadas. Felicidades.


Saludos

Marc Monje dijo...

Maravillosas aventuras Paula. Os felicito ¡los sueños están para cumplirlos!
Por cierto, mirando los set list, me encanta que tocaran End of the line, una de mis favoritas que casi nunca interpretan en directo.

¡Saludos!

El rey lagarto dijo...

Joder...

cinnamon girl dijo...

¡Qué mala es la envidia!
Se te pone un cuerpo...
Peeero, me alegro de que los sueños se hagan realidad.
Magnífico relato.

Pablo dijo...

Joder, Paula, se me hace la boca agua y consigues que mi nerviosismo suba a niveles insospechados. Como sabes, este año cumpliremos el sueño, y el miércoles nos vamos a NYC para poder ver, por fin, a esta gente. Tenemos entradas para el 12, el 16 y el 17. Lo que tengo claro es que ante esta pedazo crónica que te has cascado, yo sólo podré decir, espero, amén y nada más. Impresionante.

Möbius el Crononauta dijo...

Maldita sea, tener delante al Dios Gregg y esos fabulosos Allman debe ser... no sé, grandioso.

Te envidio, Baula.

carajillo dijo...

Emocionantísimo Paula. Espero vivir algo parecido a lo vuestro este año aunque no todo es perfecto y tendré que aguantar a Pablo, jijiji

Por cierto, como esta el tema de hacer fotos en el Beacon? dejan?

Roberto C. dijo...

Paula, se me ponen los pelos como putos clavos leyendo tu relato y viendo esas fotos. Como bien comentaban Pablo y Carajillo, el próximo miércoles nos vamos para allí a disfrutar esa "Beacon Experience". Después del coitus interruptus por la suspensión de los conciertos del año pasado (teníamos entradas !! snif, snif), este año nos sacaremos la espina y yo cumpliré la promesa que me hice en 2005: volver a ver los Allman en el Beacon.

Ya os contaremos.
The road goes on forever !!

sammy tylerose dijo...

Un viaje a NYC consagrado a Allman Brothers, enorme! Yo de momento he tenido que conformarme con la Dickie Betts Band, que ya se, no es lo mismo, jeje. Divertidísima crónica Paula, e increible lo majos que son con sus fans. Y todo esto me recuerda que debo reanudar mis crónicas USA!
Chapeau por la entrada Paula.

Perem dijo...

Si, ya se que no me quieres al lado, pero como me gustaría asistir a un concierto contigo.... Si algún día, antes de entrar en la Residencia de la tercera edad, viniese Page por estos lares, ir contigo y con Rockland, creo que seria la única manera de tener una foto con él, o algo....

En fín, un saludo.

Santi dijo...

Madre mia, que viaje mas accidentado, viviste mas emociones aparte de lo conciertos. Muy buena la entrada, se lee de un tiron, no creo que sea un toston.

Saludos!!!!

TSI-NA-PAH dijo...

Solo la gente como nosotros comprende lo que tuviste que sentir con Rockland esos dias,maravillosos momentos.Mucha envidia me dais,pero mucha a pesar que tamboco me puedo quejar de aventuras musicales.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Dios Paula eres nuestra ídolo. Bueno, y Rockland, pero el momentazo Gregg es tuyo. Lo de la púa... era el destino. De todas formas lo que más me soprende es lo majo que es Warren Haynes. Ya sé que no hay quien se te resista, pero aún así, desde luego un crack!

paulamule dijo...

Karlam: sí, creo que descansaré hasta el lunes si no hay una noticia bomba.

Manurhill: eso espero, volver a leerla dentro de dos, tres o cuantro décadas.

Marc: bienvenido a tu antigua personalidad. Sí, la verdad es que da gusto ir a ver a estos chicos porque cambian diariamente el setlist. En las cuatro noches creo que repitieron dos o tres temas solamente. Alucinante.

Rey Lagarto: sí es algo larga pero es que pasaron muchas cosas.

Cinnamon girl: sí, la misma envidia que voy a tener yo este año cuando empiece el Beacon Run y no estemos allí.

Pablo. y hablando de envidia... No quiero saberlo, no me lo cuentes y procura cambiar de acera si me ves porque te odiaré tanto como nos debiste tú odiar a nosotros. No, en serio, espero que lo paséis chupi lirupi y que me lo cuentes todo todo todo. Y ya si me escribes una crónica y me la mandas con fotos a todo color y eso, sería la reppppeeeeeerrrraa.
Un abrazo y buen viaje.

Böbius: tener al Dios Gregg delante de mi fue uno de los momentos más emotivos de toda mi vida. Cada día que iba a verle entrar me ponía más nerviosa. Y es que además es tan guapo...

Carajillo: bienvenido y gracias por comentar. Nada chico, si no quieres aguantar a Pablo voy yo en lugar de él y tan amigos. Lo de las fotos, ya te digo, el primer día estaban controlando un poco pero te dejaban hacerlas y el segundo Rockland ya llevaba casi una hora con ella encima del escenario cuando le quitaron la tarjeta. No creo que tengáis problema siempre que no crean que estáis grabando.

Roberto C.: bienvenido y gracias por comentar. Parece, por lo que dices, que tú ya has estado; perfecto para guiar a esos dos compañeros tuyos. Este año promete ser algo muy muy especial. Qué envidia.

Sammy: oye que el viejo Dickey es un brother más ¿eh? Su concierto del año pasado en bikini fue memorable. Y lo de majos... algunos sí pero Jaimoe y Butch Trucks... Iban a lo suyo. En fin.

Perem: si quieres foto vete con Rocklando porque a mí con la emoción se me olvida y si quieres todo tipo de memorabilia ven conmigo que soy la que me hago con casi todo. Je, je, je.

Santi: me alegro de que no te parezca larga. A mí al escribirla sí me lo pareció. Y sñi, en todos los viajes nos pasa algo.

Tsi-na-pah: efectivamente fue algo muy muy emocionante pero tú no te quedas corto. Ya nos contarás.

Gracias a los 13 rue del Pecebe por aguantar y leer mí crónica de un percance anunciada y salud.

paulamule dijo...

Aitor: vaya, me quedas tú, por variar. Me alegra ser vuestra ídola como diría alguna miembra que yo me sé. Sí, lo de Gregg fue algo inolvidable. Pocas veces he sentido lo mismo. Bueno, nunca la verdad. Y esa púa llevaba mi nombre. Y lo de resistirse... Ya te contaré lo de Billy Duffy.
Gracias también a ti y salud.

"Mr. Stoned" dijo...

Ufff Paula!!! Te "fajaste" con la descripción de esta experiencia!!! MARAVILLOSO!! Qué afortunados son de poder tener cerca a sus ídolos!!

"No había manera de tener una noche tranquila". jejej, para fortuna tuya y de Rockland todo salió bien!!!!

PD: Cuándo nos regalan fotos suyas?? Quiero conocerlos "físicamente" a los dos "tortolitos", la pareja más rockera que existe en la blogosfera!!!

Keep on Bloggin´!

KingMatt dijo...

Ayer le eche on ojo, y poco mas.
Pero hoy he leido la cronica con calma y un pitillo.

Genial Paula. Enhorabuena por haber podido disfrutar momentos como ese.
Ojala podais repetirlo pronto.

Un Abrazo.

freebird dijo...

Joder Paula!! tengo los pelos como escarpias, como si yo mismo hubiera estado allí...buena y entretenida crónica, si señora!... joder, con lo de la tarjeta de la cámara, hasta yo me he asustado!ja, ja... envidia sana me corroe el alma....

Saludos.

paulamule dijo...

Mr.Stoned: me alegro de que te haya gustado. Respecto a las fotos... Me temo que tendrás que esperar a que nos metan en la cárcel o algo así para vernos directamente por la televisión.

KingMatt: y a ti, enhorabuena por haber podido disfrutar de ese pitillo. Je, je, je. Y sí, ojalá se pudiera ir todos los años.

Freebird: pues si te digo cómo estábamos nosotros. Casi me daban igual las fotos de las vacaciones, era sólo la puñetera foto con Gregg lo que me tenía completamente angustiada. El tío no se hizo foto con nadie más que con nosotros y volverla a repetir me parecía algo difícil. En fin. Esas ya está a papel y como no nos roben los álbumes, ahí quedarán para siempre.

Gracias también a vosotros tres. Por cierto, volviendo a leer hoy parte de la entrada me di cuenta que había escrito una pequeña parte (algo de unas entradas) que carecía de sentido. Tengo un ordanata nuevo y a veces me salta a la frase de arriba cuando estoy escribiendo. En fin, que ya está arreglado. Tendré que revisarla entera a ver si hay alguna pifia más. Os pido disculpas por ello.
Gracias de nuevo y salud.

Nightmare dijo...

Gran entrada Paula, como dicen por arriba denota pasión por todas partes. Supongo que si yo pudiese ver en directo a la banda que me ha quitado el sueño tantas veces no me cansaría de escribir post sobre ella. Pero como los milagros no existen, los baterías no resucitan y a algunos cantantes les gustan girar con jovencitas (con 37 años todavía se es jovencita) pues va a ser que no...

Hamlet dijo...

Genial historia Paula

Quiero que sepas que ya no soy un neófito en cuanto a cuestiones de los Allman Brothers. Y aunque veo que no eres de esas personas que gustes demasiado de los halagos, debo reconocer que ha sido gracias a ti. Recuerda que mi entrada por aquí fue como la de un caballo en una cacharrería, preguntando si Gregg Allman tenía algo que ver con la banda. En fin, mi inocencia, que a veces mata a la picardía.

Aquella anécdota y tu respuesta, no exenta de sorna vasca, tocaron mi orgullo y me dispuse a realizar un master en los Allman Brothers.

Todavía no, pero ya te avisaré para cuando esté preparado para que me hagas un test al respecto.

Saludos.

Paco Galadi

Nightmare dijo...

Un regalito Paula

Que lo tenía por ahí olvidado y ahora es momento de sacarlo. Tiene unos años pero te aseguro que no tiene NADA de photoshop. Espero que te guste Aupa Athletic

paulamule dijo...

Nightmare: sí, dejémoslo así. Hay cosas que es mejor no tocar. Y por supuesto que a los 37 años se es una jovencita. Yo tengo 38 y soy prácticamente una niña.

Hamlet: nunca es tarde si la dicha es buena. Me alegro de que te hayas metido a fondo en la banda y que te esté gustando. Y veo que aunque sólo sea una persona la que se interesa por algo que haya podido escribir, esto es algo que merece la pena. Me siento de veras muy halagada Paco y, desde luego, no me parece mal, me llena de orgullo. Espero poder hacerte pronto ese test y poder ponerte unn sobresaliente. Por cierto, el que entraba en una cacharrería era un elefente no un caballo. Je, je, je.

Nightmare: todo un detalle por tu parte, muchas gracias. Desde luego que me gusta. Me gusta la foto y me gusta el hecho del regalito. A las chicas nos encantan estas cosas.

Gracias a los dos y salud boys

Ignacio Ruiz dijo...

Sigo tu consejo,Paula, y leo tu entrada de conciertos en el Beacon.Mi experiencia es parecida. Mi familia me invito una semana a NY junto a dos entradas para el primer dia de concierto. Mi mujer me abandono por mis hijas y vendi su entrada y apareci solo en el Beacon como tu, a la puerta y a la caza de fotos y firmas.Que contar, es algo magico encontrate frente a todo lo que llevas oyendo toda tu vida y siempre imaginaste. Al final, la familia entendio esas vacaciones y me dejo desaparacer todos los dias a verlos y como bien dices, con pocas canciones repetidas. Yo si escuhe Whipping post y tambien Melissa...e incluso el placer de oir tambien a Luther Dickinson. Ahora que por razones de trabajo puedo viajar mas he vuelto a repetir conciertos en el Beacon y otros sitios junto a los ABB, pero no olvidare jamas mi foto en el Beacon junto a mis chicas el primer dia 'lloraba de alegria'.... tanto tiempo esperando y al final alli estaba yo. Si en el Azkena ves a un tipo con camiseta de ABB del Beacon de 2010 con pelo blanco, no lo dudes, alli estare para ver de nuevo a Gregg al que tambien vere dias despues en Paris. Larga vida a los ABB (mientras escucho el ultimo de Lucinda William quien como un veinteanero segui durante 10 dias en Julio hace ya varios anos -en el teclado frances nustra letra n, no existe-)

paulamule dijo...

Gracias por pasarte por aquí Ignacio. Veo que tu experiencia fue solo pero yo siempre he dicho que si por h o por b, no puedes ir con quien te apetece, es mejor ir solo que no ir. Hay gente que no mueve el culo del asiento por no tener compañía. Gran error que por suerte tú no has cometido. Eso sí, cuando hay hijos de por medio ya no digo nada. Yo, por suerte para mí, no los tengo y tanto mi marido como yo no tenemos problema en ese sentido, así que nos acompañamos el uno al otro y compartimos la misma pasión.
Como te dije no escuché "Whipping Post" pero sí "Melissa". Eso sí, trendré ocasión de oirla en el Azkena porque el bueno de Gregg siempre la hace en solitario pero no será lo mismo. De hecho, aunque está muy bien, no tiene nada que ver. En fin, así y todo la disfrutaré como una loca, como todo el concierto en general y unos días más tarde en London.
Si me cruzo con una camiseta de ABB estate seguro que no me pasará desapercibida pero intentaré mantener el anonimato, que siempre es más divertido. Ja, ja, ja. Espero que la mía tampoco me delate. Ja, ja, ja.
Gracias por comentar y salud Ignacio.

Ignacio dijo...

Gracias Paula. Acepto lo del anonimato completamente. leyendo tu entrada de hoy sobre el bueno de Bob Seeger, veo que te vas a pasar por Macon. Por favor, no dejes de comentar ese viaje con todos los lugares porque el proximo verano 2012 sera mi viaje con mi gran amigo Inaky, otro fanatico de los ABB. De Tennesse hasta Florida... Est verano me toca Califonia y luego a ver mi hija que vive en Madison, no muy lejos de Chicago, lo que me como siempre me apetece un huevo. Igualmente veo que cas a ir al concierto de los NMA en Gijon. Chance de verse en el mas estricto anonimato tambien porque ire a BCN, Madrid y Gijon para ver los conicertos de los NMA. Como sabes, trabajo en Paris pero mi mujer vive en Burgos y voy todos los fines de semana a casa, y oh, casualidad, mis cunados viven en BCN y Aviles. Si ves alguien con un tatuaje de los ABB en la pierna izquierda, no me llames porque sere yo!!

paulamule dijo...

Tendrás que llevar minifalda me temo para que consigamos ver el tatuaje. Je, je, je.
Si vas por Avilés puedes visitar el Niemeyer y nos lo cuentas a los demás porque vaya lata que están dando con el asunto. Quieren hacer de Avilés el Bilbao de Asturias. En fin. Eso sí que es una bilbainada. Y en Gijón me temo que no será muy difícil descubrirme. Pero bueno, para eso aún queda mucho. Por ahora me concentraré en el gran Bob Seger.
Salud.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...