Seguidores

miércoles, 3 de abril de 2013

El reloj de la deuda pública


Lamentablemente la deuda pública sigue su meteórico ascenso y esto no hay quien lo quiera parar de verdad.  No os perdáis el enlace que os pongo a continuación. Se trata de un reloj que cuenta la deuda española a tiempo real y es escalofriante su ritmo. También le podéis echar un ojo a lo que tocamos por familia y persona. Nah, pecata minuta. Ya lo pagarán nuestros bisnietos. Esta entrada va dedicada a todos aquellos que cada cierto tiempo nos cuentan que la colocación de la deuda ha sido un éxito. ¡Toma greatest heat!

Ver reloj de deuda pública española


Pero si da escalofrio la nuestra, la americana no se queda atrás ni mucho menos. Y sí, por suerte o por desgracia, nos importa y afecta a todos. Algunos deberían levantarse cada día con el maldito reloj incrustado en sus frentes a ver si se dan cuenta. Impresionante y decepcionante al mismo tiempo.

Ver reloj de deuda pública americana (US Debt Clock)

5 comentarios:

Anónimo dijo...

La Paulita lo mismo te habla de los Allman Brothers que de economía o del "Chopo".

Blue Monday dijo...

Y lo peor es que tiene pintaza de que esto no hay dios que lo arregle.
Abrazos.

Tixolo dijo...

Y esto ´sólo´es la deuda pública, la suma con la privada estará sobre los 4B€'s O_0
Yo si creo q se arreglará: con una quita!!! pobreza de aquí hasta nuestro fin y mas allá

Palmaditas en la Espalda

Adrian Fernandez Bermudez dijo...

no se yo donde acabaremos como estop siga asi..... debajo un puente ....

paulamule dijo...

Anónimo: la Paulita no se dedica todo el santo día a la música y también se interesa por otras cosas más o menos relevantes. Y por lo que veo tú también.

Blue: tiene pintaza de que no hay Dios que lo quiera arreglar, que es muy distinto.

Tixolo: sí, pero mientras la deuda privada lleva unos años reduciéndose, la pública, sin embargo, hace todo lo contrario. El sector privado lleva tiempo haciendo el ajuste pero en el público cada vez hay más derroche. En fin, y que siga la fiesta.

Adrián: pero parece que la gente no se quiere dar cuenta de que las deudas hay que pagarlas. Sigue el estímulo, los planes absurdos, las subvenciones y toda la basura del entramado político. Eso sí, tranquilo, saldremos de esta tarde o temprano, mejor o peor, tanto en cuanto no nos machaquen más a impuestos. Nunca llovió que no escampara.

Gracias a los cuatro, salud y paciencia boys.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...